La necesidad de una educación de nivel medio superior

El objetivo principal de la educación preparatoria es que los estudiantes desarrollen un nivel de competencia académica que les permita inscribirse en una carrera de nivel universitaria.

La educación básica nos dota de las habilidades necesarias para desenvolvernos bien en nuestra vida cotidiana, mientras que la educación de nivel medio superior amplía las materias de cultura general. La capacidad de comprender una materia es crucial para que el estudiante determine sus intereses profesionales y comience a desarrollar su especialidad.

El bachillerato ofrece herramientas para la investigación, así como cursos científicos, técnicos, sociales, deportivos y humanísticos con la intención de ayudar al estudiante a integrarse en la vida universitaria. 


¿Qué ventajas ofrecen los estudios de bachillerato?

  • La posibilidad de estudiar en una escuela preparatoria permite ofrecer los conocimientos y las habilidades necesarias para poder cursar la universidad posteriormente. 
  • Podrá aprovechar oportunidades académicas especiales como becas, viajes, concursos e interacciones interculturales.
  • Dado que el aprendizaje en el bachillerato aumenta su conciencia de lo que lo rodea, también sirve como educación para la vida.
  • Los conocimientos adquiridos permiten cuestionar lo que lo rodea, aumentar su capacidad de análisis y razonamiento, fomentar su creatividad, agudizar sus habilidades discursivas, comunicarse más eficazmente y desarrollar una mayor empatía por todos los seres que lo rodean.
  • Todo ello favorece el aumento de la seguridad en sí mismo y la mejora de la autoestima del alumno.

¿Qué técnicas de estudio son más efectivas en la preparatoria?

Se necesita persistencia, práctica y paciencia para estudiar con eficacia. Ya sea que tome cursos de preparatoria en línea o en persona, podría beneficiarse de usar estas sugerencias para maximizar su aprendizaje.


1. Hacer un breve repaso cada día

Empiece por dedicar al menos una hora al día o unas horas a la semana a repasar los apuntes que tomó en cada clase, teniendo en cuenta las horas que tiene disponibles para crear un programa de estudio.

La "curva del olvido", que la ciencia ha sacado a la luz, afirma que la primera vez que se estudia algo nuevo, se retiene hasta el 80% de lo que se acaba de aprender, incluso después de un día entero de estudio. Afortunadamente, este impacto se va acumulando con el tiempo, de modo que al cabo de una semana puede repasar el material durante sólo cinco minutos y retener el 100% del mismo.

Los psicólogos suelen coincidir en que el aprendizaje a intervalos es preferible a los periodos prolongados de estudio intenso.

2. Relajarse

El aprendizaje se ve obstaculizado por el estrés. Según diversas investigaciones, el estrés que dura sólo unas horas puede desencadenar hormonas que interfieren en la formación y el almacenamiento de los recuerdos. Hacer pausas en el estudio para hacer ejercicio o practicar la respiración profunda ayudará a su rendimiento académico.

3. Cambie regularmente de escenario

Su capacidad de estudiar y concentrarse se ve afectada por un cambio de lugar. Los psicólogos afirman que el simple hecho de cambiar de habitación mientras se estudia puede mejorar la concentración y la retención.

4. Utiliza el sistema Leitner

Este método de estudio, que lleva el nombre de su creador, el físico alemán Sebastian Leitner, hace que los estudiantes aprendan la información con la que están menos familiarizados mediante la repetición. Desplazar las tarjetas con preguntas correctamente contestadas a un lado y las tarjetas incorrectamente contestadas al otro es parte del sistema. Como resultado, las tarjetas de la segunda zona se analizan con más frecuencia y, en consecuencia, deberían acabar menos tarjetas en la sección de respuestas erróneas.

5. Recompense su trabajo

Cuando cumpla los objetivos de su calendario de estudio, es conveniente que se premie a sí mismo por su duro trabajo. Debe mantener un equilibrio entre los estudios, la familia y los amigos, aunque puede recompensarse y salir con sus compañeros.